7. jun., 2020

LA ALEGRÍA

Entregué mi casa a los indigentes,

mis vestidos a los desarrapados.

Le di mi bosque a los pájaros.

Ofrecí mi cansancio al caminante.

Refugié al soldado y al proscrito.

Regalé mi libertad al oprimido.

Dediqué una estatua al héroe.

Vendí todas mis pertenencias

y las repartí entre los pobres.

Concedí el perdón y el consuelo.

Renuncié a lo más querido.

Lo di todo.

Y me quedé con la alegría.