1. feb., 2020

NUNCA ANOCHECE

Voy con la luz a todas partes.

La gente me pregunta:

¿Qué es eso que escondes?

Hay en tus ojos un extraño brillo

y tu cuerpo huele a rosas de Francia.

Yo respondo que no oculto nada.

Que es mi transparencia lo que ellos no entienden.

Y agitan las manos compulsivamente,

invocando a no sé qué dioses,

porque para ellos no hay más luz que la del fuego.

Voy con la luz a todas partes

y la gente me mira sorprendida.

¿Cuál será el secreto que encierra su alma?

¿De dónde procede su extraña alegría?

Y yo les respondo que la luz que tengo

es mi baluarte, donde yo me apoyo

cuando el mar arrecia.

Voy con la luz a todas partes

y nadie comprende

que nunca anochece.